El fin de curso ya esta aquí

¡Por fin se acaba el curso! Que descanso, de madrugones, de desayunos, de planchar uniformes, de clases extra escolares…de todas esas cosas que acaban estresándonos no por duras y difíciles, si no por longevas, son nueve largos meses de todas esas cosillas que poco a poco nos van quemando, porque nos quitan mucho tiempo, o por que se nos hacen muy tediosas, ni que decir que los niños son los que están más contentos con el tema de las vacaciones, fuera deberes, no más exámenes ni trabajos en grupo, por fin tardes sin hacer nada, mañanas de pereza y de piscinas, por un tiempo vamos a olvidarnos de libros y de matemáticas.

Ya, cuando llega septiembre, empezaremos a preocuparnos otra vez por todo, volveremos a estresarnos buscando los uniformes en las tallas que necesitamos, buscaremos también material escolar on line porque así nos ahorramos unos euros que en esas fechas nos van a venir muy bien. Entre matriculas, aportaciones al colegio, libros, licencias digitales y materiales se nos va una cantidad considerable de dinero, y es que la cuesta de enero no es nada comparada con la de septiembre, a mi parecer un mes más asfixiante que enero ya que los gastos escolares son cada vez más elevados, que si bolígrafos que se borran, que si cuadernos especiales, que si tabletas para digitalizar todo, que si licencias para los libros digitales que si uniformes, que si servicio de comedor, que si actividades por la tarde como pueden ser inglés, ballet o futbol…a todo esto es a lo que nos comprometemos una vez que llega septiembre.

Ni que decir de los nervios de los estudios, porque todos los niños se ponen muy nerviosos antes de los exámenes, y a medida que son mayores mas nervios acumulan, estos nervios suelen contagiarse al ámbito familiar por lo que los habitantes de la casa acaban de los nervios y es que dependiendo de cómo aprendan a estudiar así se decantarán por una carrera o por otra, y eso definirá su futuro y ¿Qué padre no quiere lo mejor para sus hijos? ¿Cómo no te vas a gastar lo que haga falta para la formación académica de tus hijos?

Míralo de este modo, ahora son unos cientos de euros, cuando sean mayores y elijan facultad, serán unos miles y entonces te aseguro que no se te hará largo septiembre, sino todo el año.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *